Durante una cena de Nochebuena en el estado brasileño de Paraná, un hombre, familiar de las víctimas, entró en la casa y abrió fuego, matando a tres familiares e hiriendo a otros dos antes de quitarse la vida. Las investigaciones preliminares sugieren un posible motivo relacionado con una disputa de propiedad familiar.

El incidente ocurrió en Maringá y la Policía Civil inició una investigación. Brasil tiene una alta tasa de homicidios, ubicándose como el país más violento a nivel global, con un estimado de 36.854 homicidios entre enero y noviembre del año en curso. El Ministerio de Justicia prevé una disminución del número total de asesinatos para el año en comparación con 2022.