En un poblado de Santo Domingo, un hombre de 27 años llamado José Luis de los Santos sufrió graves quemaduras propinadas por su pareja sentimental, quien lo roció con gasolina y le prendió fuego. Sufrió quemaduras que cubrieron aproximadamente el 19 por ciento de la superficie de su cuerpo y afectaron áreas críticas como la cara, el cuello, el abdomen, el antebrazo y una extremidad inferior.

De los Santos se encuentra recibiendo tratamiento en la Unidad de Quemados del Hospital Traumatológico Dr. Ney Arias Lora, donde permanece en estado grave. Sus familiares buscan justicia por el incidente mientras él lucha por su recuperación.