La Policía Nacional detuvo a 12 personas que planeaban un viaje no autorizado en yate en la zona de Guayacanes, provincia de San Pedro de Macorís. La interceptación se produjo en Aquarella Beach, donde se preparaba para la salida una yola de madera de 30 pies, de color gris.

Las autoridades también confiscaron un motor Yamaha Enduro de 40 caballos y cuatro garrafas de gasolina. Estos elementos incautados fueron entregados al Capitán Fulcar de los Santos, supervisor de área de la Armada del país en Juan Dolio. Los detenidos fueron entregados a las autoridades correspondientes para su procesamiento judicial.